De curioso:

La tecnología móvil causa cáncer?

¿Sabías que usar el móvil aumenta el riesgo de cáncer?

Seguramente has escuchado que estudios afirman que el cáncer puede estar relacionado con el uso del celular… Si no lo sabías, hoy hablaremos un poco de eso. Un estudio Suizo reciente afirma que los teléfonos celulares aumentan el riesgo de cáncer cerebral en un 170%. Pero el experto en radiación Dariusz Leszczynski argumenta que puede ser cierto y él demostrará el por qué.
Es una pregunta que cualquier usuario de teléfono móvil se ha preguntado gracias a la creencia popular y la ciencia ofrece algunas pistas. En 2011, por ejemplo, la Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer (IARC) clasificó la radiación del teléfono móvil como un posible carcinógeno humano. La clasificación se basa principalmente en la evidencia de los estudios de población en varios países del mundo, algo que preocupa bastante a los científicos pero así mismo tienen razones para no alarmarse de más.


Un estudio realizado por el grupo INTERPHONE financiado por la Unión Europea y otro dirigido por L. Hardell, un epidemiólogo sueco, mostró un aumento del riesgo (40-170 por ciento) de desarrollar glioma, un cáncer maligno en el cerebro, en la gente que utiliza un teléfono móvil por al menos 30 minutos al día durante diez años.

Según un estudio, los teléfonos celulares aumentan el riesgo de cáncer cerebral en un 170 por ciento. Pero ¿es cierto?

El estudio Cerenat, publicado en 2013, confirmó las observaciones de los estudios de INTERPHONE y Hardell.
Y un estudio en animales en 2015 mostró que la radiación del teléfono celular podría haber mejorado los efectos carcinogénicos de los productos químicos. Esta evidencia indica que la radiación del teléfono móvil podría de hecho ser una fuente probable de cancerígenos para los seres humanos. Por lo tanto se debería restringirse su uso o por lo menos despegarse un poco de dicho dispositivo.

Si eres de esos que no puede vivir sin el teléfono, ya sabes que puede ser nocivo para tu salud y la de tus allegados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*